(TELEMUNDO ATLANTA) - El postre del Día de Reyes es la tradicional rosca, un pastel con un significado importante.

La razón de la Rosca de Reyes es recordar a los creyentes lo sucedido con el niño Dios.

El esconder a los niños de plástico entre la harina de la rosca también tiene un motivo.

Para la comunidad católica la forma ovalada de la rosca simboliza el amor de Dios, sin un principio ni fin. Las frutas simbolizan la gracia traída por Jesucristo. Otros señalan que son las joyas de los reyes que significan amor, paz y felicidad.

El niño dios se coloca en el interior de la rosca y simboliza cuando José y María escondieron a Jesús de Herodes.

Si usted encuentra al niño en su rebanada de rosca la tradición marca que deberá realizar una fiesta el dos de febrero día de la candelaria.

La rosca no es solo un postre es una tradición.