(TELEMUNDO ATLANTA).- Una familia inmigrante esperaba con ansia el momento en que su hijo recibiría su diploma de high school. Pero la alegría les fue negada cuando el director de la escuela, en lugar de estrecharle la mano, le dijo que se quitara la bandera mexicana que llevaba encima.

Javier Vega tiene más sobre lo que pasó después.