(TELEMUNDO ATLANTA).- Con 52 votos a favor y 48 en contra, el Senado de Estados Unidos confirmó la noche de este lunes a Amy Coney Barrett como la nueva jueza de la Corte Suprema de Justicia del país.

Coney Barrett, de 48 años de edad, ocupa la vacante que dejó la jueza Ruth Bader Ginsburg, quien falleció el pasado 18 de septiembre. 

La confirmación de Coney Barrett representa una gran victoria política para el presidente Donald Trump. De acuerdo con expertos legales, esta sería la Corte Suprema de Justicia más conservadora desde antes de la Segunda Guerra Mundial.