(TELEMUNDO ATLANTA).- El programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) beneficia a miles de personas inmigrantes que ingresaron como indocumentados en su niñez.

El programa impulsado por el expresidente Obama, permite a los jóvenes trabajar de manera legal y los protege de la deportación.

Pero no todos han podido acceder a los beneficios de DACA, miles de jóvenes se encuentran en un “limbo” debido a que no cumplen con los requisitos que el gobierno actual exige, muchas veces debido a la falta de documentación que compruebe que ingresaron al territorio de EE.UU., antes de cumplir 16 años.