(TELEMUNDO ATLANTA).- Un abogado de inmigración asegura que los teléfonos celulares podrían convertirse en una pieza clave para atrapar fácilmente a los indocumentados en este tiempo donde las redadas parecen estar a la orden del día. El abogado advierte que desactivar el GPS podría salvarlo de la deportación.