La policía de Roswell dice que actuó temerariamente al poner en peligro la vida de los dos menores.