(TELEMUNDO ATLANTA).- Los choferes de los autobuses del Sistema de Transporte Público de Gwinnett planean realizar una protesta para exigir que se rehúse el acceso a los pasajeros que no usen mascarillas.

Esto ocurrió luego de que uno de los conductores murió a causa del COVID-19. Además de ello, los choferes quieren un aumento por poner en riesgo su salud y días libres en caso de enfermedad.