Acusan a alguacil de prohibirle a los presos el acceso a libros

SAVANNAH.- La Asociación Americana de Libertades Civiles (ACLU) dijo que un alguacil de Georgia está violando los derechos de los presos de la cárcel al prohibirles que reciban libros y revistas del exterior.

La ACLU le envió una carta al alguacil del condado de Chatham, John Wilcher, solicitando cancele la política que dice que los presos en la cárcel del condado en Savannah ya no pueden recibir libros o revistas por correo o de visitantes.

La política restringe a los presos a seleccionar materiales de lectura de carros de libros administrados por el personal de la cárcel.

"Nunca antes habíamos encontrado una política que restringiera tan completamente el acceso de personas detenidas a libros y publicaciones", dijo la carta firmada por David Fathi, director del Proyecto de Prisiones Nacionales de la ACLU, y abogados de la ACLU de Georgia.

La carta señala que la Corte Suprema dictaminó que la Primera Enmienda otorga a los reclusos no solo la libertad de expresión sino también la "libertad de leer".

La ACLU solicitó al alguacil una respuesta antes del 30 de abril. Añadieron copias de la política de libros y un aviso que informa a los presos que los cambios entrarán en vigencia el 3 de marzo.

El alguacil dijo que los presos pueden elegir libros y revistas divididos en ocho carritos, uno para cada una de las alas de la cárcel. Los reclusos también tienen acceso a copias de la Biblia, el Corán y otros textos religiosos a través de los capellanes de la cárcel, dijo.

La cárcel del condado de Chatham alberga un promedio de 1,630 reclusos por día en 2016, según un informe sobre las operaciones de la cárcel en el sitio web del alguacil.